lunes, 24 de abril de 2017

Tío

En medio de la noche tu recuerdo disipó mi somnolencia.
Palabras injustas e innecesarias que mencioné en tu contra, me castigan.

Veo tu cara, voy armándola en mi mente, preguntándome si hay algún detalle que olvido dibujar.
Revivo todos aquellos momentos en los cuales me gané tu sonrisa, tus abrazos, tus consejos, tu mano levantándome y guiándome.

Tu ausencia dolió desde el principio. La extrañeza, la incomprensión. Nadie entiende porqué te fuiste tan repentinamente.
Poco a poco vamos digiriendo y aceptando tu partida, sintiendo resignación y abandonando los múltiples cuestionamientos que nacieron con tu muerte.

Tu energía, tu buena vibra nunca va a abandonarnos.

Me comprometo a recordarte siempre... no llorando, sino riendo de tus chistes, tarareando las canciones que solías interpretar rasgando la guitarra. Cuidando siempre a tu pequeña niña que te extraña mas de lo que puede comprender, ayudándola a seguir adelante y a saber que siempre (donde sea que estés ahora) vas a apoyarla y a guiarla.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tío

En medio de la noche tu recuerdo disipó mi somnolencia. Palabras injustas e innecesarias que mencioné en tu contra, me castigan. Veo tu ...